Universidad online

Posted On 2020-06-02 By In Educación, Slider With 27 Views

Universidades españolas se instalan en Andorra huyendo de Castells y la nueva locura regulatoria

El sector de la enseñanza online abre centros en otros países ante el temor de que el Gobierno de Pedro Sánchez introduzca nuevas limitaciones en España.

Tres universidades privadas españolas se han establecido en Andorra para ofrecer formación online a alumnos de todo el mundo. La última en llegar ha sido la del Grupo Planeta, que a partir del próximo curso operará desde este microestado de los Pirineos con el nombre de Universitat Carlemany.

Andorra se ha convertido en la Meca de la formación universitaria online. En marzo, se anunció la llegada del centro del Grupo Planeta y, en febrero, se presentó en público la Universidad Europea IMF, ligada a la madrileña IMF Business School. En este país ya operaba desde 2013 la Universitat Oberta La Salle (UOLS), vinculada a la catalana Ramon Llull.

Otras universidades privadas españolas, así como algunas extranjeras, han contactado con el gobierno andorrano para analizar la posibilidad de abrir un centro de formación en línea en este país. Incluso la Universidad de Oxford valoró esta posibilidad, según informaron medios locales. Pero, ¿qué tiene Andorra que atraiga a tantas universidades foráneas?

Pese a que Andorra no está en la Unión Europea, forma parte del Espacio Europeo de Educación Superior (EEES), el llamado plan Bolonia. Por lo tanto, los títulos que expidan sus universidades están reconocidos en la UE.

Un catedrático que prefiere mantenerse en el anonimato apunta más motivos, algunos argumentados por las propias universidades -como la expansión internacional-, pero hay otros que prefieren no confesar: las ventajas fiscales y la posibilidad del huir del “corsé español” por lo que se refiere a limitaciones en la matriculación, titulaciones o planes de estudio.

Estas fuentes señalan que, si bien es cierto que algunas universidades españolas iniciaron los contactos con las autoridades andorranas hace años, también lo es que en los últimos meses “aceleraron” sus proyectos. Aseguran que otras universidades privadas han tomado en consideración la posibilidad de abrir centros online en el extranjero, no solo en Andorra, por el temor a que el ministro del ramoManuel Castells, introduzca nuevas limitaciones en este sector de la enseñanza.

El borrador de Castells

En plena pandemia y con las universidades españolas cerradas, Castells presentó un borrador de real decreto de ordenación de la enseñanza universitaria. Plantea la recuperación del discutido modelo 3+2 (grados de tres años más un máster de dos) y los itinerarios abiertos (posibilidad de cursar asignaturas de diversas carreras), pero no se refiere a la formación online. No obstante, las universidades que ofrecen esta modalidad no se fían. En los círculos universitarios se apunta que, más pronto que tarde, intentará una nueva reglamentación de este segmento de la formación en España.

Curiosamente, a raíz de la pandemia, los titulares de las carteras de Enseñanza, Isabel Celáa, y del propio Castells se han agarrado a las posibilidades del online para que los alumnos de los centros presenciales pudieran salvar el curso.

Ante la incertidumbre de los planes de Castells y la imposibilidad de conseguir nuevas licencias de universidades en España, tanto privadas como online, algunos centros españoles se instalan en otros países. Lo que no puedan hacer desde España, lo harán desde Andorra o desde donde sea.

El Grupo Planeta, mediante la división Planeta Formación y Universidades, batalla desde hace años para levantar una universidad privada en Madrid. Fracasó con el gobierno de Cristina Cifuentes y ahora lo intenta con el de Isabel Díaz Ayuso. En Andorra se lo pusieron mucho más fácil.

Este pequeño país les ofrece diversas ventajas. A preguntas de los periodistas andorranos, los responsables de Planeta Formación y Universidades aseguraron en marzo que la fiscalidad no tuvo ningún peso en la decisión. No obstante, las fuentes consultadas indican que la normativa andorrana es más benevolente que la española por lo que se refiere a la fiscalidad de los centros de enseñanza privados.

Manga ancha

Además, a diferencia de España, Andorra aprobó en 2018 una ley que da manga ancha a las universidades que operen en su país. En Andorra resulta muchísimo más fácil y rápido crear nuevas titulaciones adaptadas a lo que solicite el mercado profesional. Y no hay límite de plazas.

Las fuentes consultadas indican que las universidades online que operan desde Andorra se centrarán en alumnos de otros continentes que “quieren un título europeo sin necesidad de venir físicamente a Europa”. Señalan que esta oferta es “especialmente atractiva” para los alumnos sudamericanos. “Les da igual que el titulo sea de España, Francia, Andorra o de otro país mientras sea oficial en la UE. Tendrán un título del plan Bolonia a bajo precio”, insisten.

Evidentemente, aquellos que quieran ejercer profesiones de colegiación obligatoria -como médicos o abogados- en países diferentes al que les expidió el título deberán homologarlo. Por este motivo, presumiblemente las universidades online que se establecen en Andorra se centrarán en estudios económicos o sociales -relaciones públicas publicidad, marketing, …- cuyas titulaciones no requieran homologación.

Andorra cuenta con menos de 78.000 habitantes, de los que tan solo la mitad son nacionales, pero ya es el país con más universidades por habitante. También tiene una universidad pública y, hasta 2016, funcionó una privada ­­(la Universitat de las Valls, que solo impartía estudios de odontología).

ED

Deja un comentario